advisor

Salud Oral en el Embarazo: mitos

por Wildsmile

La tradición oral es una rica fuente de mitos que se van transmitiendo generación tras generación. En un tema tan importante como la salud bucal durante el embarazo, toda mujer debería conocer cuánto de toda la información que circula es un mito. Dejar que una frase dicha al pasar en una conversación guíe nuestras decisiones con respecto a nuestro bienestar y al de nuestro bebé, podría ser un error que se pague caro.

Mito 1 - no es necesario comunicarle al dentista acerca del embarazo

Esto es un grave error. El cuerpo es una gran red interconectada. Lo que ocurre en un determinado órgano, pudo haberse generado en otro lugar al que no le prestamos atención. La salud bucal es fundamental para mantener la salud del resto del cuerpo, más aún durante el embarazo. Si estás planificando quedarte embarazada, tu dentista debe saberlo para así hacer una revisión completa de tu boca. Hay tratamientos que no pueden hacerse durante el embarazo, por lo que deberían acelerarse antes de que este ocurra. En los embarazos no planificados, la visita al comienzo y en el segundo semestre es de suma importancia para detectar y detener enfermedades periodontales que podrían perjudicar al bebé.

Mito 2 - las mujeres embarazadas no pueden hacerse tratamientos dentales

Esto es totalmente falso dicho de esta manera. Existen tratamientos dentales, tales como una limpieza profunda en caso de gingivitis, que debe hacerse sí o sí durante el embarazo si esta patología se hiciera presente. Lo que debe evitarse es la aplicación de anestesia. Algunos estudios afirman que existe una relación entre la anestesia y los abortos espontáneos. Debido a que esta relación ocurre durante el primer trimestre, no deben tratarse caries ni realizarse endodoncias o ningún tratamiento que requiera de anestesia durante los tres primeros meses. Esto refuerza lo expresado en el mito 1, ya que si tu dentista no sabe acerca de tu embarazo, no tendrá la posibilidad de posponer el tratamiento para el segundo semestre.

Mito 3 - el embarazo absorbe el calcio de los dientes

No es verdad. El calcio es un nutriente esencial para el desarrollo del feto, por eso es fundamental consumirlo a través de los vegetales que lo contengan y de los lácteos. Sin embargo, la falta de calcio no genera que el feto lo tome de los dientes. Este mito se originó ante la propensión de las mujeres embarazadas a desarrollar caries. Sin embargo, estas son debido a la proliferación de bacterias originada por la intensa actividad hormonal y a la higiene deficiente que por diversos motivos ocurre durante la gestación.

Mito 4 - los vómitos no están relacionados con la salud bucodental

Es falso. El vómito contiene ácido estomacal. Si se vomita de forma frecuente, este ácido va corroyendo el esmalte y se hace más frecuente la aparición de caries. Existen protectores bucales que pueden evitar el contacto del fluido con los dientes. Siempre consulta al odontólogo para las diversas medidas que se pueden tomar al respecto. Un buen asesoramiento desde el comienzo te evitará daños que son sencillos de esquivar.

¿Tiene alguna pregunta respecto a este artículo?

Contáctenos

* Campos obligatorios

¿Cómo debe realizarse la higiene dental en un bebé?

La higiene bucal es uno de los hábitos que permanecerán con tu hijo toda la vida. Demodo que, al igual que el baño diario y el cepillado del cabello, limpiar sus dientes tienela misma, o aún mucho mayor, importancia.

Salud Oral en el Embarazo

El embarazo desencadena una serie de cambios hormonales que pueden derivar en problemas físicos. En lo referente a la salud bucodental, se recomienda agendar una consulta con el odontólogo al comienzo de esta etapa.

Blanqueo de dientes

El blanqueo de dientes es una técnica odontológica destinada a eliminar las manchas y el color amarillento que los dientes adquieren con el paso del tiempo debido a bebidas como el café. Existe una técnica de blanqueamiento que se realiza en la clínica dental y otra que tiene lugar en casa.